En memoria de Nicasio López de Prado

Compartir

El próximo jueves, día 16 de enero, a las 19:00 horas en el patio del Colegio, queremos rendir un homenaje a la memoria de nuestro querido amigo y compañero, Nicasio López de Prado, haciendo una queimada a la que están invitados todos los colegiados que quieran acompañarnos.

Persona singular y entrañable, Nicasio López de Prado, nació el año 1923 en Ribadeo, Lugo, su vida profesional comienza en el año 1956, que ingresa en la Escuela de Aparejadores de Madrid. Tras terminar sus estudios comienza a trabajar en la empresa Perlofill, trabaja después en Agromán, continúa en Llaneza, y decide crear su propia empresa, Coloprisa, tras la experiencia vuelve a trabajar en empresa privada, en este caso con Rafael González y González, más tarde se incorpora al estudio de Luis Navarro y Carlos Montoya, en todas ellas participando en proyectos y ejecución de obras de gran envergadura. 

En 1977 es elegido Secretario del Colegio de Aparejadores de Granada, cargo que ostenta hasta 1993; aunque no deja de colaborar activamente hasta fechas muy recientes con esta institución, como responsable de la Comisión de visados y asesorando con su dilatada experiencia, aportando sus innovadoras ideas de forma dedicada y siempre humilde.

De carácter carismático y enérgico, al mismo tiempo cercano y entrañable, fiel defensor de la profesión, participó activamente en la lucha por los derechos y competencias de los
Aparejadores, que dio sus frutos con la aprobación de la Ley de atribuciones profesionales, allá por el año 86. Defensor a ultranza de la igualdad de géneros, en una profesión que inicialmente fue un tanto complicada para las mujeres, él siempre apostó por incluirlas en comisiones, juntas de gobierno o cualquier otro órgano de decisión de la profesión. Ha sido defensor, mentor, y especialmente, amigo de sus compañeras del departamento de Visados y del resto de departamentos del Colegio, que se han sentido siempre amparadas y protegidas por esta gran persona.